Ayudas y asesoría|Servicios|Socialización

Nos sumamos al envejecimiento activo!por |


Según datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística la esperanza de vida en España en el 1980 era de 75,35 años. Las décadas han ido pasando y esta cifra ha ido en aumento hasta llegar a una esperanza de vida de 83,10 años en el 2017 (los hombres tendrán unos 80,4 años mientras que las mujeres alcanzaran los 85,7 años).

Por lo tanto, cada año nuestra sociedad cuenta con más personas mayores y esto exige un cambio en todos los sentidos sobre la manera en que nos planteamos la etapa del envejecimiento. Podemos afirmar que hoy día no solamente tenemos más mayores sino que éstos cambiaron su estilo de vida y nuestra visión hacia ellos también es diferente a la que estábamos acostumbrados. Ha quedado atrás esa imagen de persona recién jubilada que ya no aspira a hacer nada más en su vida más allá de estar en el banco del parque y ver los días pasar. Esta forma de vivir esta etapa quedó atrás y cada vez está más presente el concepto del envejecimiento activo.

Que es el envejecimiento activo¿?

En el año 2002 la Organización Mundial de la Salud definió el envejecimiento activo como “el proceso de optimización de las oportunidades de salud, participación y seguridad con el fin de mejorar la calidad de vida de las personas a medida que envejecen” (www.who.int). Esta definición engloba a toda la sociedad dentro del mismo objetivo: procurar que la última etapa de nuestros seres queridos sea lo más satisfactoria posible y también los posiciona a ellas y a ellos como agentes activos para decidir cómo quieren vivir su día a día.

Podemos tratar el envejecimiento activo desde diferentes aspectos:

  1. Físico. Con los años nuestro cuerpo va sufriendo cambios en todos los sentidos y según la genética de cada persona y el estilo de vida que haya llevado hará que lleguemos a la vejez con mejor o peor estado físico. Lo más importante es seguir moviendo el cuerpo encontrando la actividad física que más se adapte a nuestro estado actual. Además de mantener hábitos saludables de alimentación y de descanso.
  2. Cognitivo. Existen deterioros en las funciones cognitivas que van asociados a la edad y pueden aparecer en muchas personas (déficit de atención, pérdida sutil de memoria, disminución de la capacidad de decisión, etc.). Pero siempre hay que estar alerta para notar cuando alguna de estas pérdidas es notable y es un indicio de enfermedad. Es básico conocer los gustos de cada persona para promover un envejecimiento activo en este aspecto y elegir actividades adecuadas para mantener la mente en un funcionamiento óptimo. Desde juegos de mesa, realizar lecturas de forma individual o en grupo, hacer pasatiempos, escribir nuestras memorias, aprender un nuevo idioma, construir maquetas para mejorar la motricidad fina y mantener la concentración, etc.
  3. Social y participativo. Es esencial que cuando una persona se jubila sienta que aún forma parte de la sociedad. En muchas ocasiones el hecho de verse fuera del trabajo formal genera sentimientos de tristeza y de incapacidad para buscar nuevas aficiones y sobrellevar el cambio de etapa. Por eso es imprescindible concienciar a las personas mayores de que aún tienen la oportunidad de estar presentes en la sociedad y que esto les generará beneficios a nivel emocional. Tanto a nivel familiar como con las amistades, también dentro de organizaciones sociales o políticas las personas mayores deben exigir su espacio para permanecer presentes y concretar su punto de vista para mejorar la vejez.

Nuestras propuestas para envejecer activamente

Desde SeniorDomo queremos formar parte de esta nueva visión sobre los mayores. Entendemos la necesidad de escucharlos más y adaptar la sociedad a esta nueva manera de vivir la vejez, más activa y presencial. Comprendemos también que el envejecimiento es un proceso subjetivo que cada persona vive diferente y por eso no hay una única manera de pasar por esta etapa.

Queremos mejorar la vida de los mayores y de sus familiares promoviendo el envejecimiento activo y proponemos:

  1. Mantener un contacto diario con las personas que tengan nuestra tecnología en sus casas para escuchar cómo se sienten y llevar un registro sobre su estado físico y emocional, proponiendo actuaciones concretas cuando se requiera.
  2. Realizar encuentros periódicos a nivel local incluyendo a los mayores y sus familias para intercambiar opiniones sobre la vejez, sobre hábitos saludables para vivir mejor y generar cohesión entre personas que vivan cerca y propiciar la creación de nuevas amistades para generar redes que actúan de sustento ante estados de ánimo negativos.
  3. Dar nociones básicas sobre nuevas tecnologías a aquellas personas usuarias de nuestros servicios que quieran aprender y estar al día dentro de este campo.
  4. Proporcionar material audiovisual sobre actividad física o un preparador físico a domicilio para aquellas personas que tengan dificultades motrices para salir de casa pero quieran mantener, en la medida de lo posible, un estado físico adecuado.
  5. Trabajar con las familias de las personas usuarias de nuestros servicios para realzar la importancia de los vínculos familiares en el aspecto emocional del envejecimiento activo. Queremos destacar los beneficios que se observan cuando la relación entre abuelos/las y nietos/as es constante en el tiempo y se genera el espacio para compartir sus vivencias y, sobre todo, la experiencia recogida a lo largo de los años.
  6. Llevar un registro actualizado de toda la medicación que toma cada persona para recordárselo y compartirlo con familiares y demás personas próximas si es necesario.
  7. Redactar un directorio de todos aquellos servicios, ya sean de carácter médico, farmacias, centros sociales, hogares de jubilados, equipamientos deportivos, restaurantes con servicio a domicilio, etc. que se encuentren cerca de la vivienda de la persona para la que trabajamos y que le pueden ser útiles en su día a día.
  8. Garantizar la seguridad física de las personas en sus hogares modificando elementos de riesgo.
  9. Avisar de las formas actuales de engaños o timos para prevenir a nuestros/as usuarios/as y evitar robos o lesiones en sus casas.

Éstas y otras medidas son las que queremos proporcionar a nuestros mayores para asegurarles una buena vejez, teniendo en cuenta siempre su opinión y sus preferencias y también observando su estado de salud física, mental y emocional. Cada persona es un mundo y queremos, gracias a nuestro trato personalizado y a las tecnologías que tenemos hoy día a nuestro alcance, proporcionarles cuantas más opciones mejor para asegurar su bienestar y, en consecuencia, nuestra felicidad.

Contacta con nosotros y te informamos sobre nuestra solución de teleasistencia inteligente (click aquí).

Si quieres suscribirte a nuestras novedades puedes registrarte a continuación.

Si quieres suscribirte a nuestras novedades puedes registrarte a continuación.

Acepto la política de privacidad.
Acepto comunicaciones comerciales.

Ayudas y asesoríaServiciosSocialización

Marina NerínAuthor posts

Marina Nerín

Colaboradora Social SeniorDomo

Te llamamos nosotros

Dinos tu teléfono y te llamaremos gratis próximamente. Te ayudaremos en todo lo que necesites.

Acepto la  política de privacidad.

Contratar

Dinos tu teléfono, disponibilidad y te llamaremos gratis próximamente



Acepto la  política de privacidad.
Llámame